POSITIVE PROJECT: Day3

Tercer día de este proyecto chulo. Cosas que me encantaron de mi sábado, y de nuevo, por orden de aparición:

1) Ganduleé en el sofá de Barcelona (bastante más amplio que el de mi pisín de Madrizzzz) un buen rato por la mañana. Haciendo un poco la manta, que de cuando en vez, como decía alguien que yo me sé, se agradece. Sin prisas, en pijama, revisando cosas en el ordenador, leyendo no sé qué… Así, a cámara lenta, como de verdad tiene que empezarse el fin de semana.

2) Me llevaron a comer frente al mar. Y con eso está todo dicho, no? Un mar acompasado y de colores rosados, obediente a un cielo un tanto soberbio. Divisando una playa despoblada, de esas en las que te quedarías sentada por horas, sólo mirando hacia un horizonte que te da paz y reflexión. Anduve por la orilla, mis pies se vistieron de arena, chapotearon en un agua aún cálida y no querían volver.

FullSizeRender-5

3) Fuimos al cine (porque las pelis se disfrutan más en la gran pantalla) a ver Relatos Salvajes y salí encantada. Al margen de mi adorado Darín, y de esa pasión mía por el cine argentino, la película está bordada. Por los actores, la producción, y sobre todo, por el guión. Unas historias locas que te hacen reír, estremecer, muy originales, que te obligan a abrir el campo de imaginación y decirte: “y si fuera yo”… En serio, no os la perdáis. (Y quiero volver a Buenos Aires ya!!!)

Y pude volver a ver (muy rápido esta vez) a Lorena, y hablar con Mitos, y achuchar a Carmen. Tuve una bofetada de niñez al husmear de nuevo mis Gigantes del Basket. Me embobé con una hilera sin fin de pájaros, que reposaban con elegancia sobre un cable. Descubrí bolets en el césped del jardín de Sitges. Sonreí con un padre molón en skate haciendo una carrera con su hijo. Y con un ciempiés tramposo. Me divertí con una simpática camarera contándome secretos de su madre. Sisé un trocito de la tranquilidad del poble, de ese silencio roto sólo por otros pájaros cantarines que jugaban a conseguir una melodía. Me zambullí en el verano, y me asaltaron multitud de buenos recuerdos. Olí flores sin nombre (para mí). Me acerqué a unas gaviotas. Volví a sentir la humedad enganchada en mi piel y a estrujar los ojos ante unos rayos de sol que arañaban reliquias de estío. Me dieron una buena noticia familiar y ayudé (al menos un poco) en la organización del sarao de (hoy). Me fui a dormir con la melodía de esta canción

Mañana más. Animo ahora a Nuria a sumarse al proyecto, porque además de encontrarlas, se va a divertir. Y a Nacho Lorente, porque sabe apreciar lo bueno de la vida.

2 comments to POSITIVE PROJECT: Day3

  • 1. Tener dos hijos que aunque muchas veces
    Pueden conmigo es lo mejor que me ha pasado en mi vida.
    2.Tener un marido como viti que esta en lo bueno y en lo supermalo de mi vida.aunque hayan desencuemtros al final nos encontramos.
    3.Tener a unas amigas que cuando les dices
    Que estoy fatal lo dejan todo para verme os quiero

  • Pita

    GUAPAAAAAAAAA!!!!!!!! claro que sí!!!! y nosotras te queremos más.

Leave a Reply

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>